Tres aficionados a la natación, el ciclismo y el atletismo recuperan la pasión por el deporte gracias al triatleta Javier Gómez Noya y Bridgestone

Bridgestone, empresa de neumaticos, en su campaña como Patrocinador Olímpico Mundial, ‘Persigue tu sueño, supera los obstáculos’, y su embajador Javier Gómez Noya han animado a 3 apasionados a los diferentes deportes que conforman el triatlón a perseguir metas y sobreponerse.

Se llaman María Jesús, Andrés y Martín. No son atletas profesionales. Todo lo opuesto. En un instante de sus vidas, el deporte ha significado mucho para ellos, ha sido un sueño. No obstante, por diferentes motivos y circunstancias de la vida, el deporte y tomaron caminos diferentes. El triatleta olímpico Javier Gómez Noya, embajador de la iniciativa de Bridgestone “Persigue tu Sueño, Supera los Obstáculos” que sirve de plataforma a su patrocinio olímpico mundial, ha querido devolverles la fuerza precisa a fin de que recobren su pasión y persigan sus metas.

Y lo ha hecho en un rincón inusual, con el Castillo de Monterreal en Baiona (Pontevedra) como testigo de fondo. Allá, Gómez Noya ha sido el entrenador de estos 3 apasionados del deporte en un especial triatlón. “Con su dedicación, esmero y osadía por enfrentarse a su pasado y a su historia, María Jesús, Andrés y Martín me han vuelto a probar que no existe nada que no se pueda conseguir y que la fortaleza mental es tan esencial como la física en el momento de enfrentar no solo los obstáculos deportivos sino más bien asimismo los de la vida diaria”, resaltó Javier Gómez Noya a lo largo de este reto deportivo.
Javier Gómez Noya y María Jesús Navarro
3 historias de superación
La valenciana María Jesús Navarro, de treinta y dos años, fue la primera en cumplir su sueño: nadar una distancia de quinientos metros en la playa de la Barbeira. Cuando era pequeña le encantaba nadar, aun ganó ciertos campeonatos, no obstante, María Jesús abandonó por completo este deporte cuando le advirtieron artritis reumatoide, una enfermedad degenerante que no tiene cura. “Para mí es de los mejores regalos que me han ocurrido jamás pues para mí Javier Gómez Noya es un referente. La experiencia ha sido sobre todo imborrable y enriquecedora y marca un punto de inflexión en motivación, en ganas y en superación”, explicó Maria Jesús.

Ahora, le llegó la hora a Andrés Contreras, valenciano de veintiseis años, que recorrió más de treinta quilómetros en una senda en bicicleta paralela al mar desde el Castillo de Monterreal hasta el Monasterio de Oia. La historia de Andrés es una historia amorosa por el deporte por norma general y por el ciclismo particularmente. Lo practicaba con sus amigos y con su padre. Su historia es más famosa en los medios puesto que una conductora ebria mató a su padre y a un amigo en Oliva mientras que montaban en bicicleta en el mes de mayo del dos mil diecisiete. Andrés colgó la bicicleta.

Con este reto apoyado por Bridgestone, Andrés ha querido probar que no todo en la vida se puede supervisar y que, para sobreponerse, es esencial enfrentarse a los inconvenientes y obstáculos que pueden surgir en el camino. “Conseguir este reto al lado de un vencedor del planeta como Javier Gómez Noya para mí ha sido un sueño hecho real que he gozado al mismo nivel como los quilómetros que compartía con mi padre. Siempre y en todo momento recordaré en los instantes de dureza las palabras y los consejos que me ha dado”, apuntó.

En la fase final, Martín Blázquez, madrileño de setenta y uno años, cerraba la jornada corriendo cinco km al lado de Gómez Noya. Martín tiene un pasado deportista: como atleta participó y ganó múltiples carreras esenciales. Asimismo fue futbolista semiprofesional jugando en tercera división. Sus prioridades cambiaron cuando tuvo familia: se centró en los suyos y en el trabajo, lo que hizo que, poquito a poco, se fuera desvinculando del deporte. Ahora, ya retirado, Martín está recobrando el “tiempo deportivo perdido”. De este modo, destacaba que “Cumplir el sueño de correr con Noya es el sueño que no pude cumplir entonces, correr a su lado te da fuerzas para llegar”.

3 historias que charlan de coraje, de superación y de regresar a iniciar. Historias de las que sabe mucho Javier Gómez Noyaque ha lidiado con muchas batallas durante su carrera deportiva y que debió perderse la cita de los JJ. OO. de la ciudad de Río de Janeiro por una caída de la bici apenas un mes ya antes, cuando era el máximo preferido.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *